Oraciones cristianas poderosas para bendecir y proteger a tus hijos

La fe y la oración son elementos fundamentales en la vida de muchas personas, y especialmente en la de los padres que desean bendecir y proteger a sus hijos. Las oraciones cristianas son una forma de comunicarse con Dios y de pedir su guía y protección para los seres queridos. Analizaremos algunas oraciones poderosas que los padres pueden recitar para bendecir y proteger a sus hijos, confiando en la ayuda divina.

Encontrarás una selección de oraciones cristianas que puedes utilizar para bendecir y proteger a tus hijos. Estas oraciones abarcan diferentes aspectos de la vida de tus hijos, desde su seguridad física hasta su crecimiento espiritual. Al recitar estas oraciones con fe y devoción, puedes invocar la bendición y la protección de Dios sobre tus hijos, confiando en su amor y poder para cuidar de ellos en todo momento.

«Dios, te pido que bendigas a mis hijos y los protejas en todo momento.»

Dios, te pido que bendigas a mis hijos y los protejas en todo momento.

Como padres, siempre queremos lo mejor para nuestros hijos. Queremos que crezcan sanos, felices y protegidos. Sin embargo, sabemos que la vida puede ser difícil y llena de desafíos. Por eso, es importante encomendar a nuestros hijos a Dios, para que los bendiga y los proteja en todo momento.

En la Biblia, encontramos numerosas oraciones poderosas que podemos utilizar para bendecir y proteger a nuestros hijos. Estas oraciones nos ayudan a conectar con la sabiduría y el amor de Dios, y a confiar en que Él cuidará de nuestros hijos en todo momento.

Oración de bendición y protección

Querido Dios, hoy vengo ante ti con humildad y gratitud. Te pido que bendigas a mis hijos y los protejas en todo momento. Sé que Tú eres el Padre amoroso que cuida de cada uno de nosotros, y confío en que nunca los dejarás solos.

Te pido que los guíes por el camino del bien y les des la sabiduría necesaria para tomar decisiones acertadas. Ayúdalos a discernir entre el bien y el mal, y a elegir siempre lo correcto. Que tus enseñanzas estén grabadas en sus corazones, para que sigan tus caminos y encuentren la felicidad en tu presencia.

Fortalece el vínculo con estas frases de amor a distanciaFortalece el vínculo con estas frases de amor a distancia

Señor, te ruego que los protejas de todo peligro y mal. Cubre sus vidas con tu manto de amor y misericordia. No permitas que ninguna enfermedad, accidente o tragedia los alcance. Sé su escudo y su fortaleza en tiempos de dificultad.

Te pido también que los bendigas con salud y bienestar. Mantén sus cuerpos fuertes y libres de enfermedades. Que crezcan en estatura y sabiduría, y que su corazón esté lleno de amor y compasión hacia los demás.

Padre celestial, te entrego a mis hijos y confío en que siempre estarás a su lado. Que sientan tu presencia en cada paso que den y que nunca se aparten de ti. Que tu Espíritu Santo los guíe y los llene de paz y alegría.

En el nombre de Jesús, te pido todas estas bendiciones para mis hijos. Gracias, Padre, por escuchar mi oración y por cuidar de ellos. Amén.

Recuerda que estas oraciones son solo una guía, y puedes adaptarlas a tus propias palabras y necesidades. Lo importante es tener un corazón abierto y confiar en el poder y la bondad de Dios para bendecir y proteger a nuestros hijos.

«Señor, guía a mis hijos por el camino de la verdad y la rectitud.»

Señor, guía a mis hijos por el camino de la verdad y la rectitud.

Padre celestial, me acerco a ti con humildad y gratitud, reconociendo que tú eres el único capaz de guiar a mis hijos por el camino de la verdad y la rectitud. Te pido que los protejas de los engaños del mundo y los conduzcas hacia una vida llena de amor, bondad y sabiduría.

Imágenes bonitas para dibujar y colorear: ¡inspiración y diversión garantizada!Imágenes bonitas para dibujar y colorear: ¡inspiración y diversión garantizada!

Te ruego que les des discernimiento para tomar decisiones correctas y que sean guiados por tu Espíritu Santo en cada paso que den. Ayúdalos a reconocer y rechazar las tentaciones que se les presenten, y fortalécelos para resistir cualquier influencia negativa que pueda desviarlos de tu camino.

Padre, te pido que les enseñes tu Palabra y que la guarden en sus corazones. Haz que amen y obedezcan tus mandamientos, y que encuentren en ellos dirección y protección. Que sean valientes para vivir su fe en un mundo que muchas veces los rechaza, y que sean luz en medio de la oscuridad.

Te pido también que les des sabiduría para elegir amistades saludables y que se rodeen de personas que los inspiren a crecer espiritualmente. Que encuentren mentores y líderes que los guíen en su caminar contigo, y que ellos mismos sean modelos de fe para otros.

Señor, te ruego que los protejas física, emocional y espiritualmente. Que tu mano poderosa los cubra en todo momento y los aleje de cualquier peligro. Que ningún arma, enfermedad o adversidad pueda tocarles, porque están bajo tu protección.

En tus manos los encomiendo, Señor. Confío en tu amor y cuidado constante. Te agradezco por el regalo de mis hijos y sé que tú los amas aún más que yo. Bendícelos abundantemente y úsalos para tu gloria. En el nombre de Jesús, amén.

«Padre celestial, derrama tu amor sobre mis hijos y llénalos de paz.»

Querido Dios, te ruego que derrames tu amor incondicional sobre mis hijos. Permíteles experimentar tu amor en cada área de sus vidas y que siempre se sientan amados y aceptados por ti. Llena sus corazones con una profunda paz que solo proviene de ti, una paz que trasciende todo entendimiento humano.

Señor, guía sus pasos y protege su camino.

Señor, te pido que guíes cada uno de los pasos de mis hijos. Ayúdales a tomar decisiones sabias y a seguir el camino que has trazado para ellos. Protege su camino de cualquier peligro o tentación que puedan encontrar en el mundo. Cubre sus vidas con tu manto de protección y aparta todo mal de su camino.

Homenajea a tu abuela en su día con conmovedoras frases familiaresHomenajea a tu abuela en su día con conmovedoras frases familiares

Señor, fortalece su fe y ayúdales a crecer en ti.

Padre celestial, te ruego que fortalezcas la fe de mis hijos. Ayúdales a crecer en su relación contigo y a confiar en tu guía en todo momento. Permíteles experimentar tu presencia de manera tangible y ayúdales a desarrollar una fe sólida que les permita enfrentar cualquier desafío que se les presente en la vida.

Dios, bendícelos con salud y bienestar.

Dios misericordioso, te pido que bendigas a mis hijos con salud y bienestar. Protege su cuerpo de cualquier enfermedad o dolencia, y fortalece su sistema inmunológico para que estén protegidos de cualquier virus o bacteria. Permíteles disfrutar de una vida saludable y llena de vitalidad.

Padre celestial, ayúdales a ser luz en medio de la oscuridad.

Padre celestial, te pido que mis hijos sean portadores de tu luz en medio de un mundo lleno de oscuridad. Ayúdales a vivir de acuerdo a tus principios y a ser ejemplos de tu amor y bondad en todo momento. Permíteles ser instrumentos de bendición para aquellos que los rodean y ayúdales a impactar positivamente en su entorno.

Señor, bendícelos con sabiduría y discernimiento.

Señor, te ruego que bendigas a mis hijos con sabiduría y discernimiento en todas las áreas de sus vidas. Ayúdales a tomar decisiones acertadas y a discernir entre lo que es correcto y lo que no lo es. Permíteles aprender de tus enseñanzas y guíales en el camino de la sabiduría y el entendimiento.

Dios, ayúdales a encontrar su propósito y cumplir con tu llamado.

Dios de propósito, te pido que ayúdes a mis hijos a descubrir su propósito en la vida. Permíteles entender cuál es tu llamado para ellos y ayúdales a cumplirlo con excelencia. Dirige sus pasos hacia aquello para lo que los has creado y permíteles vivir una vida llena de significado y propósito.

Señor, bendícelos con amor incondicional y relaciones saludables.

Señor, te ruego que bendigas a mis hijos con un amor incondicional y relaciones saludables. Permíteles experimentar el amor verdadero en sus amistades y relaciones familiares. Ayúdales a cultivar relaciones basadas en el respeto, la honestidad y el amor puro. Bendícelos con amistades que les impulsen a crecer y a ser mejores personas.

«Señor, fortalece la fe de mis hijos y ayúdalos a confiar en ti en todo momento.»

Querido Padre Celestial,

Atrae abundancia y protección con estas poderosas oracionesAtrae abundancia y protección con estas poderosas oraciones

Te presento a mis preciosos hijos ante tu presencia, sabiendo que tú eres el Dios Todopoderoso que puede fortalecer su fe y ayudarles a confiar en ti en todo momento. Te pido que llenes sus corazones con tu amor y paz, y que les des la valentía de seguirte en cada paso de su vida.

Dame la sabiduría y la paciencia para enseñarles tus caminos desde temprana edad, para que conozcan y amen tu Palabra. Te ruego que los protejas de las influencias negativas del mundo, y que les des discernimiento para tomar decisiones que estén de acuerdo con tus mandamientos.

Padre, te pido que los bendigas con amistades saludables y fieles que los animen a vivir una vida en conformidad contigo. Guíalos en la elección de sus compañías, para que sean rodeados de personas que los inspiren a crecer espiritualmente.

Te ruego que los protejas de cualquier peligro físico o espiritual. Guarda sus mentes y corazones de las tentaciones y trampas del enemigo. Que tu poderosa mano los cubra y los libre de cualquier mal que intente acercarse a ellos.

Señor, te pido también que los bendigas con salud y bienestar. Que sus cuerpos sean templos del Espíritu Santo y que los mantengas libres de enfermedades y dolencias. Que tu paz y tu gracia los acompañen en cada paso que den.

Gracias, Padre, por escuchar esta oración y por tu fidelidad en responderla. Confío en que tú eres el Dios que cumple sus promesas y que siempre cuidas de aquellos que te aman. En el nombre poderoso de Jesús, amén.

«Dios, protege a mis hijos de todo peligro y malicia.»

Dios, protege a mis hijos de todo peligro y malicia.

Frases de buenos días para alegrar tu sábado y empezar con energíaFrases de buenos días para alegrar tu sábado y empezar con energía

Como padres, siempre queremos lo mejor para nuestros hijos y deseamos protegerlos de cualquier peligro o malicia que puedan enfrentar en su vida. Sabemos que no tenemos el control absoluto sobre su destino, pero podemos confiar en Dios y en su poder para cuidar y guiar a nuestros hijos.

En momentos de incertidumbre y preocupación, podemos recurrir a la oración como una forma de conectarnos con Dios y pedir su protección divina sobre nuestros seres queridos. A continuación, te presento algunas oraciones cristianas poderosas que puedes utilizar para bendecir y proteger a tus hijos:

1. Oración de protección

Padre celestial, en tus manos encomiendo la vida de mis hijos. Te pido que los protejas de todo peligro y malicia. Que tu poderoso escudo los cubra en todo momento y lugar. Guarda sus corazones y mentes de cualquier influencia negativa y líbralos de cualquier daño físico, emocional o espiritual. En el nombre de Jesús, amén.

2. Oración de bendición

Señor, te pido que bendigas a mis hijos con tu amor y gracia. Que crezcan en sabiduría y conocimiento de ti y que sus caminos estén dirigidos por tu Espíritu Santo. Que tus bendiciones los alcancen en cada área de sus vidas: en sus estudios, relaciones, salud y vocación. Que sean instrumentos de tu luz y amor en este mundo. En el nombre de Jesús, amén.

3. Oración de fortaleza

Dios de fortaleza, te pido que fortalezcas a mis hijos en tiempos de dificultad y prueba. Que no se desanimen ni se rindan, sino que confíen en tu poder para superar cualquier obstáculo. Llena sus corazones de valentía y confianza en ti. Que sean firmes en su fe y se mantengan fieles a tus enseñanzas. En el nombre de Jesús, amén.

4. Oración de guía

Señor, te ruego que guíes los pasos de mis hijos por el camino de la rectitud. Que tus caminos sean sus caminos y que siempre busquen tu voluntad en todo lo que hagan. Ilumina sus mentes con tu sabiduría y dales discernimiento para tomar decisiones correctas. Que su vida sea un testimonio vivo de tu amor y gracia. En el nombre de Jesús, amén.

Recuerda que estas oraciones son solo una guía, puedes personalizarlas y adaptarlas a tus propias palabras y necesidades. Lo más importante es que confíes en el poder de Dios para cuidar y proteger a tus hijos, y que te acerques a Él en oración con fe y confianza.

Que estas oraciones cristianas poderosas sean una herramienta para bendecir y proteger a tus hijos, recordándote que no estás solo en esta tarea de crianza y que Dios está siempre presente para ayudarte.

«Padre celestial, capacita a mis hijos para tomar decisiones sabias y justas.»

Oración:

Amado Padre celestial, me acerco a ti con humildad y gratitud, reconociendo que tú eres el Dios de toda sabiduría y justicia. Te pido que capacites a mis hijos para que tomen decisiones sabias y justas en cada aspecto de sus vidas. Permíteles discernir entre el bien y el mal, y guíales por el camino que les llevará a una vida plena y abundante.

Padre, sé que vivimos en un mundo lleno de tentaciones y desafíos. Por eso te ruego que fortalezcas la voluntad de mis hijos, para que puedan resistir cualquier influencia negativa que se cruce en su camino. Ayúdales a mantenerse firmes en sus convicciones y a elegir siempre lo correcto, aunque eso signifique ir en contra de la corriente.

Te pido también, Señor, que les concedas discernimiento para reconocer las oportunidades que les brindas y sabiduría para aprovecharlas al máximo. Que sean capaces de tomar decisiones que les permitan crecer y desarrollar todo su potencial, siempre guiados por tu amor y tus enseñanzas.

Padre, te pido que les des un corazón lleno de compasión y empatía hacia los demás. Que sean capaces de tomar decisiones que promuevan la justicia y el bienestar de aquellos que les rodean. Ayúdales a ser luz en medio de la oscuridad, y a impactar positivamente en su entorno con sus acciones y palabras.

Por último, te ruego que les concedas la valentía necesaria para tomar decisiones contracorriente cuando sea necesario. Que no teman ir en contra de la opinión popular si eso significa obedecer tus mandamientos y vivir de acuerdo a tu voluntad. Que su fe en ti sea su guía en todo momento, y que confíen en que tú siempre estarás a su lado, protegiéndoles y guiándoles.

En el nombre de Jesús, te presento esta oración, confiando en que tú escucharás y responderás. Gracias, Padre, por el regalo maravilloso que son mis hijos. Amén.

«Señor, que mis hijos sean un ejemplo de bondad y amor para los demás.»

Padre Celestial, te pido que bendigas a mis hijos y los guíes para que sean un ejemplo de bondad y amor para los demás. Dales la sabiduría para tomar decisiones correctas y la fortaleza para resistir las tentaciones del mundo.

Que sus acciones reflejen tu amor y gracia, y que a través de ellos, otros puedan conocer tu amor y ser inspirados a seguirte. Ayúdalos a ser compasivos, generosos y comprensivos con los demás, mostrando siempre respeto y amor hacia todos.

Que sus palabras sean palabras de aliento y consuelo, que puedan transmitir tu mensaje de esperanza y salvación a aquellos que lo necesitan. Que sus palabras sean siempre sinceras y llenas de verdad, para que puedan ser instrumentos de tu paz en este mundo.

Señor, te pido que protejas a mis hijos de todo peligro y mal. Cúbrelos con tu manto de protección y guarda sus caminos en todo momento. Que tu ángel de la guarda los acompañe siempre y los libre de todo peligro visible e invisible.

Concede a mis hijos una buena salud física, mental y emocional. Que crezcan fuertes y sanos, y que puedan disfrutar de una vida plena y feliz. Sana cualquier enfermedad o dolencia que puedan sufrir y fortalécelos en su cuerpo y en su espíritu.

Señor, te pido que bendigas a mis hijos en todas las áreas de sus vidas. Que prosperen en sus estudios y en su trabajo, que encuentren favor y éxito en todo lo que emprendan. Que sus talentos y habilidades sean reconocidos y utilizados para tu gloria.

Te entrego a mis hijos, Señor, confiando en tu amor y cuidado. Gracias por escuchar mis oraciones y por estar siempre presente en nuestras vidas. En el nombre de Jesús, amén.

«Dios, bendice a mis hijos con buena salud y bienestar en todas las áreas de sus vidas.»

Querido Padre Celestial,

Me dirijo a ti en este momento con un corazón lleno de gratitud y amor por mis hijos. Te pido que los bendigas abundantemente con buena salud y bienestar en todas las áreas de sus vidas.

Señor, tú conoces cada detalle de sus cuerpos y sus necesidades. Te ruego que los protejas de cualquier enfermedad o dolencia. Fortalece su sistema inmunológico y dale a sus cuerpos la capacidad de resistir cualquier enfermedad que pueda amenazar su bienestar.

Además, te pido que bendigas sus mentes y emociones. Ayúdalos a mantener pensamientos positivos y a tener una actitud resiliente ante los desafíos de la vida. Líbralos de la ansiedad, el estrés y cualquier otra carga emocional que pueda afectar su bienestar mental.

Padre, también te pido que los bendigas en sus relaciones con los demás. Ayúdalos a encontrar amistades saludables y significativas que los apoyen y los animen en su caminar. Protege sus corazones de las influencias negativas y ayúdalos a discernir entre lo que es bueno y lo que es perjudicial para su crecimiento espiritual.

Asimismo, te pido que los bendigas en su desarrollo espiritual. Ayúdalos a crecer en su fe en ti y a tener una relación íntima contigo. Llena sus corazones de amor por tu Palabra y muéstrales el camino que deben seguir. Que puedan experimentar tu amor y tu gracia en cada etapa de sus vidas.

Padre, te agradezco de antemano por escuchar esta oración y por tu fidelidad en responder. Confío en tu poder y en tu amor incondicional hacia mis hijos. En el nombre de Jesús, amén.

«Señor, ayúdalos a perseverar en la adversidad y a confiar en ti en todo momento.»

Señor, ayúdalos a perseverar en la adversidad y a confiar en ti en todo momento.

En la vida de nuestros hijos, sabemos que enfrentarán desafíos y dificultades. Es por eso que te pedimos, Señor, que los fortalezcas y los ayudes a perseverar en medio de la adversidad. Permíteles comprender que en ti encuentran su refugio y su fortaleza.

Te pedimos que los guíes y los protejas en todo momento. No permitas que se desvíen del camino correcto, sino que mantén sus pasos firmes y seguros en tu camino. Ayúdalos a confiar en ti en todo momento, sabiendo que tú eres quien les da la fuerza y la sabiduría para superar cualquier obstáculo.

Padre celestial, te pedimos que les muestres tu amor y tu cuidado constante. Que sientan tu presencia en cada paso que dan y que sepan que nunca están solos. Que sientan tu paz en medio de las tormentas y tu consuelo en los momentos de tristeza.

Te pedimos, Señor, que les des discernimiento y sabiduría para tomar decisiones correctas. Que no se dejen llevar por las influencias negativas del mundo, sino que se mantengan firmes en tu palabra y en tus enseñanzas.

Que tus bendiciones los acompañen siempre, Señor. Bendícelos con salud, protección y prosperidad. Que tu favor los rodee y los haga prosperar en todas las áreas de sus vidas.

Padre celestial, te encomendamos a nuestros hijos. Confiamos en que tú los cuidas y los proteges. Gracias por escuchar nuestras oraciones y por estar siempre presente en sus vidas. En el nombre de Jesús, amén.

«Padre celestial, bendice a mis hijos con éxito en todas sus metas y propósitos.»

Querido Padre celestial, te pido que bendigas abundantemente a mis hijos con éxito en todas sus metas y propósitos. Sabemos que Tú tienes un plan perfecto para sus vidas y confiamos en que los guiarás en el camino correcto. Permíteles experimentar logros y triunfos en cada área de sus vidas, ya sea académica, profesional, personal o espiritual.

Te pido que les des la sabiduría necesaria para tomar decisiones acertadas y la perseverancia para seguir adelante incluso en momentos de dificultad. Que sean valientes para enfrentar cualquier desafío que se les presente y que no se desanimen ante los obstáculos que puedan surgir en su camino. Ayúdales a aprender de cada experiencia y a crecer en su carácter y confianza en Ti.

Padre celestial, te pido también que les des la fuerza y el coraje para resistir cualquier tentación o influencia negativa que pueda alejarlos de Tu camino. Protégelos de cualquier mal y líbralos de cualquier peligro. Que tu Espíritu Santo los guíe y los proteja en todo momento, guardando sus corazones y mentes en Cristo Jesús.

Ayúdalos a desarrollar relaciones saludables y edificantes con quienes los rodean, y a ser una influencia positiva en la vida de los demás. Que su amor por Ti y su testimonio de fe sean evidentes para todos los que los rodean, y que puedan ser instrumentos tuyos para llevar Tu luz y Tu amor a este mundo necesitado.

Encomiendo a mis hijos a Tu cuidado amoroso y confío en que los bendecirás y los protegerás en todo momento. Gracias, Padre celestial, por escuchar esta oración y por obrar en la vida de mis hijos. En el nombre de Jesús, amén.

«Dios, te agradezco por mis hijos y te pido que los bendigas abundantemente.»

En Dios confío, y sé que Él tiene planes maravillosos para mis hijos. A través de estas oraciones cristianas poderosas, quiero pedirle a Dios que los bendiga y los proteja en todo momento.

Querido Dios, te presento a mis hijos y te pido que los bendigas abundantemente. Te ruego que los protejas de todo mal y los guíes por el camino de la rectitud.

  • Que tu mano poderosa los cubra y los guarde de todo peligro.
  • Que tu amor los envuelva y les brinde consuelo en los momentos de tristeza.
  • Que tu sabiduría los ilumine y los guíe en cada decisión que tomen.
  • Que tu paz los acompañe siempre, dándoles tranquilidad en medio de las dificultades.

Dios, te pido que les des fuerzas para enfrentar los desafíos de la vida y que siempre encuentren en ti su refugio y fortaleza.

Padre celestial, deseo que mis hijos crezcan en el conocimiento de tu amor y se acerquen cada día más a ti.

  1. Te pido que les des una sed insaciable de tu Palabra y que encuentren en ella la guía para sus vidas.
  2. Que el Espíritu Santo los impulse a buscar una relación personal contigo y a vivir según tus mandamientos.
  3. Que conozcan la grandeza de tu amor y puedan experimentar tu presencia en cada etapa de su vida.

Dios, te ruego que los rodees de personas piadosas que los ayuden a crecer espiritualmente y les muestren el camino hacia ti.

Señor, te pido que mis hijos sean reflejo de tu amor en este mundo. Que sus acciones sean guiadas por tu Espíritu Santo y que puedan llevar tu luz a los demás.

  • Que aprendan a perdonar y a amar incondicionalmente, siguiendo el ejemplo de Jesús.
  • Que sean compasivos y generosos, extendiendo una mano amiga a quienes más lo necesitan.
  • Que sean valientes para defender la verdad y la justicia, sin temer las consecuencias.

Dios, te ruego que los uses como instrumentos de tu paz y que puedan marcar la diferencia en este mundo, llevando tu mensaje de salvación a quienes aún no te conocen.

En el nombre de Jesús, te presento estas oraciones y confío en que escucharás y responderás conforme a tu voluntad perfecta. Amén.

Padre celestial, te damos gracias por el regalo de nuestros hijos. Te pedimos que los bendigas y los protejas en todo momento. Que tu amor y tu gracia los acompañen a lo largo de sus vidas.

Señor, te pedimos que guardes a nuestros hijos de todo mal y peligro. Que los rodees con tu escudo protector y los guíes por caminos seguros. Que nunca les falte tu sabiduría y discernimiento para tomar decisiones correctas.

Padre, te pedimos que fortalezcas la fe de nuestros hijos. Ayúdalos a crecer en el conocimiento de tu palabra y a vivir de acuerdo a tus enseñanzas. Que sean valientes para defender sus creencias y testimoniar tu amor a aquellos que les rodean.

Te pedimos también por la salud de nuestros hijos. Que tu poder sanador los cubra y los proteja de enfermedades. Que crezcan fuertes y saludables en cuerpo, mente y espíritu.

Padre celestial, te pedimos que bendigas los estudios de nuestros hijos. Que les des sabiduría para aprender y comprender. Que sean diligentes en sus tareas y que encuentren satisfacción en el proceso de aprendizaje.

Te pedimos también por las amistades de nuestros hijos. Que les rodees con personas que sean de buena influencia y que compartan sus valores. Que sepan discernir las amistades tóxicas y alejarse de ellas.

Padre, te pedimos que guíes a nuestros hijos en la toma de decisiones importantes. Que les des claridad y dirección en su camino. Que siempre busquen tu voluntad y confíen en tu guía.

Señor, te pedimos que bendigas a nuestros hijos con alegría y paz en sus corazones. Que sean instrumentos de tu amor y luz en este mundo. Que puedan llevar tu mensaje de esperanza a aquellos que les rodean.

Te agradecemos, Padre, por escuchar nuestras oraciones y por tu constante presencia en la vida de nuestros hijos. Confiamos en que tú los cuidas y los proteges en todo momento. En el nombre de Jesús, amén.

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Frases de Graduación.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a PremiumHosting.CL que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.